<link rel="stylesheet" id="wp-block-library-css" href="https://c0.wp.com/c/5.7.2/wp-includes/css/dist/block-library/style.min.css" type="text/css" media="all">

Reporte Juarez

Noticias de Ciudad Juárez, Chihuahua, Mexico y el Mundo

Desarrollo Personal

Fábula sobre el dolor ante la muerte: ‘El sufrimiento’

Comparte:

Una mujer viuda tenía un hijo al que adoraba. Era feliz, hasta que su hijo enfermó y murió.  El dolor atravesó todo su cuerpo, su alma, cada rincón de su ser estaba lleno de tristeza. Desafortunadamente era incapaz de separarse de su hijo, en lugar de enterrarlo, lo llevaba con ella a todas partes, ante la inquieta mirada de sus vecinos, que la miraban con una mezcla de lástima y extrañeza.

– Se ha vuelto loca- decían muchos…

Un día, la mujer se enteró de que el gran Maestro estaba cerca, en el bosque, y decidió acudir allí con su hijo a cuestas.

– Por favor, Maestro- dijo entre sollozos la mujer- Devuelve la vida a mi hijo.

El Maestro la miró compasivo y dijo:

– Le devolveré la vida si consigues traer un grano de arroz de una vivienda en donde no haya muerto nadie.

La mujer se fue deprisa al pueblo y fue llamando casa por casa en busca de ese grano de arroz. Pero, para su sorpresa, todas las familias recordaban a algún fallecido.

– Murió mi tío…

– Hace poco que murió mi padre…

Ya de noche, la mujer volvió al bosque totalmente vacía. Ya no llevaba el cuerpo de su hijo.

– ¿Y tu hijo? ¿Dónde lo dejaste?- preguntó el Maestro.

– Lo enterré junto a mi marido… Ya no existe. Por favor, deja que aprenda de tus enseñanzas…

REFLEXIÓN

Hay un proverbio budista que dice ‘el dolor es inevitable. El sufrimiento, una opción’. Sobre este tema versa esta fábula corta que insiste en la necesidad de ‘enterrar’ nuestro dolor para seguir viviendo:

– El luto es necesario: no se trata de no sentir dolor. El dolor es necesario en ciertos momentos en los que perdemos algo importante que realmente significaba mucho o todo en nuestra vida.

El dolor es humano y se debe pasar por él, pero no quedarnos en él. La protagonista de esta historia no era capaz de superar ese luto. Se había aferrado a la muerte de su hijo y no podía soltar su lastre. Hasta que el Maestro le enseñó que todos han pasado en realidad por esta misma fase, sin embargo, han seguido viviendo.

 Enterrar el dolor para no caer en el sufrimiento:  el sufrimiento es una opción. Si no quieres seguir viviendo, sufrirás en vida. Para continuar la vida, antes, hay que deshacerse del dolor. Está claro que siempre quedará la cicatriz que duela de vez en cuando, pero al menos debemos dejar que se cierre la herida.

CÓMO VAMOS A AFRONTAR EL SUFRIMIENTO QUE VENDRÁ
7 señales de un sufrimiento emocional no resuelto - La Mente es Maravillosa

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *